paz

AIKIDO: Un Camino hacia la armonía

Desarrollo Personal | Novarum Consultoría | Transformación de Sociedades

Aikido: Un camino hacia la armonía

 

Por: Roberto Bonilla

Artículo escrito por el auto originalmente en 2005 y re-publicado en septiembre del 2021

 

 

         No es extraño que muchas personas asocien las artes marciales con personajes de origen asiáticos y con violencia. Aikido es un arte marcial japonés, sin embargo contrario a la creencia generalizada, la práctica de Aikido nos invita a encontrar un camino hacia la armonía.

 

         Armonía con nuestros “oponentes” y mas aún armonía con nuestro mayor oponente que en muchos casos resultamos ser nosotros mismos.

UntitledImage

 

         Morihei Ueshiba fue el fundador y creador de esta disciplina, nació el 14 de diciembre de 1883 en Tanabe, Wakayama Japón. Su padre fue Yoroku Ueshiba un hombre dedicado a la labranza del campo, su madre fue Auki Itokawa. Desde la edad de siete años su padre lo impulso a practicar natación y Sumo. En 1902 a la edad de 19 años se fue a trabajar a Tokio en dónde empezó a practicar Jujutsu y Kenjutsu, y aproximadamente en ese año se casó con Hatsu Itokawa a quién conocía desde que eran niños.

 

UntitledImage

 

         En 1903 Morihei se enlisto en el 37º regimiento de la cuarta división de Osaka, en donde lo apodaron “El rey de los soldados” debido a su habilidad para manejar la bayoneta y su carácter honesto y de gran dedicación. Participó en la guerra entre Japón y Rusia como parte de las tropas de infantería quienes peleaban cuerpo a cuerpo, siendo ascendido al rango de sargento por su valor en el campo de batalla.

         En 1907 se retiró del ejercito y regreso a vivir a Tanabe, y motivado por su padre estudio Judo con Kiyoichi Tagaki al mismo tiempo que estudio la escuela Goto en donde practicó Yagyuryu jujutsu, años después estudio con el reconocido maestro Sokaku Takeda con quién obtuvo el certificado en Daito.ryu jujutsu.

         Su trayectoria en la evolución de las artes marciales es larga e impresionante, cabe mencionar que el nombre de AIKIDO se empezó a usar de manera generalizada a partir de 1940.    

         Morihei insistía que el corazón de AIKIDO reside en lograr la verdadera victoria, y esta no es otra cosa que una auto-victoria, es decir, la victoria sobre uno mismo. Cuando logras esa victoria serás capaz de integrar factores externos e internos a través de la práctica continua, y limpiar tu camino de obstáculos, limpiar tus sentidos.

          Las palabras que conforman el prefijo AIKI, tienen varias connotaciones,(mientras que DO significa CAMINO) que nos ayudan a entender mejor losprincipios de AIKIDO cuando descubrimos los siguientes significados:

          AIKI = Fuerzas en armonía que son capaces de reconciliar y llevar a laarmonía fuerzas opuestas, calmando de esta forma toda discordia.

          AIKI también se puede entender como “apoyo mutuo” incluso Morihei afirmaba que AIKI era la mas pura manifestación de amor, al ser capaz deencontrar un camino de armonía ante fuerzas opuestas, y esta armonía entre fuerzas opuestas es lo que ha invitado a muchos a reconocer en el Akido un arte marcial para la paz.

         Compartiendo algunas de mis experiencias al practicar AIKIDO, les puedo comentar que la forma en que percibo la práctica de AIKIDO se relaciona con el correcto manejo de tu energía (KI)  en armonía    con la energía de tu oponente. De manera que en lugar de que ocurra un choque violento de energías (físicas en este caso), la práctica de AIKIDO te desarrolla la habilidad para sumar tu energía con la de tu oponente para así poder tener control sobre la situación sin que esto signifique golpear o lastimar a tu oponente.

 

UntitledImage

 

Cualquiera que practique AIKIDO por al menos un par de meses (3 veces por semana) podrá descubrir que no solo es una excelente forma para mantenerte en buena condición física, sino que tiene impacto en otros aspectos de tu vida. Ya que finalmente lo que se vive físicamente en el Dojo (lugar de práctica) tiene enormes paralelos con nuestra vida diaria, principalmente cuando vivimos
situaciones estresantes o conflictivas en nuestro trabajo o vida diaria.

De esta forma, la práctica de AIKIDO gradualmente va logrando que derivado de la actividad física disciplinada vayamos capitalizando aprendizajes profundos que modifican nuestra forma de percibir el mundo y por consecuencia nuestra forma de accionar o reaccionar ante diversos tipos de estímulos.

Varios autores han tratado de explicar la diferencia entre cerebro y mente, relacionando el primero con aspectos de naturaleza fisiológica mientrasque las segunda la relacionan con aspectos psicológicos. Creando de esta forma la idea de que son dos cosas distintas, cuando en realidad forman parte de un gran todo que somos nosotros mismos.

En resumen, AIKIDO tiene un efecto integrador de mente y cuerpo, un efecto integrador en nuestras luchas internas que afectan la forma en que nos relacionamos en el mundo. El camino hacia la armonía que ofrece AIKIDO, es de naturaleza holística de manera que nos ayuda a restaurar nuestras relaciones con nosotros mismos, con nuestros semejantes e incluso con nuestro Creador.

UntitledImage

Les recomiendo ver este corto video https://www.youtube.com/watch?v=8V7NHLlmT3Y 

 

Frase: 

“Aquello que ustedes llaman miedo, para mi es un llamado a la acción”

Morihei Ueshiba

0